Saltar al contenido
Armarios Escoberos

Armario escobero de madera

En el mercado hay toda una variedad de armarios escoberos que se diferencian únicamente por el material con el que fueron confeccionados. Cuando falta espacio en la casa, un armario escobero de madera está bien, siempre y cuando no se exponga a la humedad de la lluvia. Pues, como su nombre lo indica, está fabricado con madera y se honguea con facilidad. Por ello, su uso se limita específicamente a interiores. Pero, ¿Cuáles son las ventajas de un armario escobero de madera? Veamos.

Características principales de los armarios de madera.

Existe toda una variedad de escobero de madera, los cuales se diferencian por tres cosas: marca, tipo de madera y el acabado. El material con el que están hechos estos armarios da la apariencia de ser todo un lujo para el hogar. Y si tiene un acabado de color roble, sin importar dónde se coloque combinará satisfactoriamente con el entorno.

Ya sea si quieres un armario escobero de una o dos puertas, siempre encontrarás variados diseños y acabados. Asimismo, armarios confeccionados con este material son considerados multiusos debido a que pueden servir hasta de zapateros.

Existen diseños de armarios escoberos de Madera confeccionados con melanina, el cual es de uso común en estos casos. Y aunque generalmente los armarios hechos a partir de este material son de color blanco, también pueden tener acabados de roble. Pero si no te gusta ese acabado, puedes adquirir uno en color natural de la madera para más sencillez.

En cuanto al espacio que ocuparán, este tipo de se marinos de adaptan con facilidad a cualquier entorno. Y, aunque se compran desmontados, son bastante fáciles de montar. Esto se debe en gran parte a que generalmente cuentan con un kit de herramientas, además de un manual de indicaciones.

Los armarios escoberos confeccionados con madera pueden ser tanto de una como de dos puertas. Sin embargo, cualquiera sea la preferencia comúnmente son de 180 cm de altura y tienen de 3 a 4 repisas. Asimismo, el ancho puede ser el normal o la mitad. De modo que solo haya repisas y no un espacio alargado para escobas.